From Verano

25 VERANOS NO ES NADA

He tenido muchos veranos, el del 83 significó mi primera firma con una casa discográfica y mi primer verano en la mú- sica con una minigira de apenas cuatro conciertos y cuatro gatos. En el 86 las co- sas empezaban a cambiar, fue la primera vez que tuve la posibilidad de grabar en un estudio importante con medios de ver- dad y, encima, fuera de España.

También me viene a la memoria el ve-

rano del 89, donde hice una macrogira de más de 120 conciertos y viví muy de cerca el fenómeno fans, cosa difícil de asimilar a esa edad aunque lo llevé bas- tante bien. Y si nunca me creí el fracaso, tampoco el éxito.

Leer mas…6-08-20086-08-2008.jpg

Anuncios